Categorías
Terapia Manual

¿Qué esperar del Quiromasaje?

Si deseas incrementar tu bienestar es importante que conozcas los beneficios que podría aportarte una buena sesión de Quiromasaje.

Cuando se habla de salud y calidad de vida, solemos relacionarlo con una alimentación equilibrada y la práctica de alguna actividad física. No cabe duda que estas dos son el pilar de una vida saludable y puede que hoy día apliques estas reglas físico higiénicas o al contrario, tu día a día no te lo permita.

Las partes del cuerpo donde generalmente acumulamos mayor tensión son la espalda, la cintura y el cuello. Estas dolencias muchas veces son originadas por diversas razones:

– La tensión muscular que nos genera el estrés

– Por permanecer en la misma posición durante un tiempo prolongado (sentado o de pie).

– Por una postura inadecuada o por cargar peso de una manera poco ergonómica.

A nivel muscular  se ùeden mencionar los siguientes beneficios:

– Mejora notablemente el tono de las fibras y la flexibilidad aumenta.

– Disuelve las zonas con adherencias y grasa.

– Mejora la conducción nerviosa y la propiocepción.

– Genera mayor resistencia física y lo mejor de todo es que se incrementa la energía vital.

La acción mecánica del masaje favorece la liberación de tensión muscular permitiendo de esta manera que la sangre fluya con mayor libertad por todo el cuerpo.

Sobre el sistema circulatorio, tiene un doble efecto en la optimización del sistema sanguíneo y linfático. La gimnasia pasiva generada por las manos del terapeuta hace que:

– El aporte de elementos nutricionales y la oxigenación mejoran notablemente.

– Las sustancias de deshecho se eliminan con más facilidad.

– Adicionalmente impide atrofias, disminuye las úlceras por decúbito, reduce la retención de líquidos y mejora el tránsito intestinal.

Sobre el sistema nervioso central (S.N.C.), el simple contacto de las manos del terapeuta genera un efecto relajante. Además podemos mencionar los siguientes beneficios:

– Genera una disminución del estrés, la ansiedad, la fatiga mental y los estados depresivos.

– Los ciclos del sueño se regulan y mejora el estado de ánimo.

Sumándose a esto, la armonización del funcionamiento del sistema nervioso periférico normaliza las funciones de los órganos vitales.

A nivel psicológico está reconocido que una de las principales funciones del masaje es proporcionar relajación y bienestar. Propiciando de esta manera un estado psicofísico que ayuda a restablecer el equilibrio orgánico. Se reduce la sensación de soledad y disminuye la timidez, mejorando notablemente la confianza y seguridad en si mismo. En el ámbito deportivo (de alto rendimiento), sobran los ejemplos de los usos del quiromasaje como calentamiento psicológico. Consigue provocar en el deportista un sentimiento de confianza y optimismo previo a la competición.

Es necesario que se divulgue mucha información de calidad sobre salud preventiva para que todos podamos vivir equilibrados y felices.

En vista de esta cantidad de beneficios, recibir una sesión de Quiromasaje no debería considerarse un lujo o una extravagancia. Para vivir longevos y saludables, es necesario cuidar nuestro bienestar dadas las condiciones psicofísicas a las que nos sometemos diariamente.

Categorías
Terapia Manual

¿Por qué Quiromasaje?

El término Quiromasaje fué acuñado por el Doctor Vicente Lino Ferrándiz.

Es una técnica manual cuyo objetivo es generar efectos beneficiosos en el sistema muscular, circulatorio, nervioso y linfático de quien la recibe.

Desde la antigüedad la humanidad intuyó que una de las formas de aliviar una dolencia física era frotar donde hay dolor. Esto lo podemos comprobar cuando nos damos un golpe, nuestra primera reacción es frotarnos para disminuir la sensación de dolor. El comportamiento instintivo de los padres al ver un hijo golpearse es acariciarle la parte del cuerpo afectada.
A lo largo de los siglos se fueron desarrollando diferentes técnicas de masaje alrededor del mundo, destacándose dos principales corrientes:

  • La oriental; cuyos principales exponentes son la Medicina Ayurvédica de la India y la Medicina Tradicional China.
  • La occidental; cuyo principal exponente está en la Grecia Antigua, con el padre de la medicina occidental Hipócrates. Siempre tuvo mucha admiración por los masajes dejando constancia de ello:
“El arte de las terapias manuales es antiguo. Yo tengo en gran estima a todos los que lo descubrieron, a los que me sucedan y a aquellos a los que de generación en generación contribuyan con su trabajo al desarrollo del arte manual de curar”.

Corrían los años 1920 en España, un médico barcelonés, Vicente Lino Ferrandiz desarrolla una técnica a la que llama “Quiromasaje”. Esta terapia natural combina técnicas básicas, movilizaciones y desbloqueos articulares, maniobras nuevas (algunas con influencia del Tui Na chino). También incluye ciertas manipulaciones relacionadas con la osteopatía y estiramientos miofasciales. Haciendo particular énfasis, como lo menciona el Dr. Ferrandiz en el siguiente escrito:

“La manipulación es el punto capital de la técnica quiroterápica, pues de la habilidad del operador depende el éxito. Es necesario poner, por decirlo así, la mente en los dedos y esta circunstancia es hija del temperamento del operador y de la bondad del propósito con que practica su arte”.

En el año 1943, el Doctor Ferrandiz abre su Escuela Española de Quiromasaje. De esta forma le abre las puertas a la técnica manual en occidente. Poco años antes, en 1940, en Japón, Tokujiro Namikoshi, recién había abierto el Institute of Shiatsu Therapy. Ambas técnicas comparten que sólo deben de aplicarse con las manos, descartando absolutamente la ayuda de cualquier tipo de herramienta.

Hoy día es evidente que las terapias naturales son necesarias para vivir más tiempo y en mejores condiciones de salud. Retomando esta sabiduría ancestral e incorporándola a nuestros tiempos vemos como la calidad de vida mejora notablemente. El Quiromasaje, como técnica preventiva, contribuye en la prevención de muchas de nuestras dolencias actuales.